Aumenta la seguridad de tu moto

Cuando se habla de una estructura física fija es más sencillo establecer un nivel de seguridad por medio de cerrajería y de los buenos servicios de cerrajeros que blinden la propiedad e impidan que los vándalos de adueñen de lo ajeno.

Pero cuando esta propiedad esta móvil, los riesgos aumentan exponencialmente, porque es como si se fuese a buscar lo peligros en cada lugar, cosa que es inevitable que suceda.

Una moto es atractiva por liberarnos del estrés del tráfico de la ciudad, pero aumenta la angustia de sus dueños de que sea robada en cualquier instante, por no aparcar en lugares seguros para ello. Una moto no es una bicicleta pero sus riesgos de robo son muy parecidos.

Circular en moto por la ciudad

Andar por la ciudad, es todo un desafío, tanto para mantenerse a salvo de accidentes como de ser víctimas de los ladrones, esto es algo de la adrenalina demás de la velocidades que alcanzan.

Una buena parte de los lugares públicos posee anclajes para que por medio de cerrajería adecuada, sean sujetos al piso por considerar que son uno de los métodos antirrobos más efectivos para que no se lleven el vehículo.

Hay que recordar que según el tamaño y el peso del vehículo puede ser robado si se carga en camionetas por varias personas, no importaría cual novedosas sean las trancas en sus ruedas que impidan el deslizamiento, siempre debe estar amarrada al piso, para impedirlo.

Hay tiendas de cerrajeros especializadas en sistemas antirrobos para motocicletas, evita adquirir sistemas obsoletos y toma las opciones más novedosas. Evita estacionar en lugares solitarios y con poca iluminación, acompaña a tu moto de otras motos.

Sistemas de seguridad tradicionales

En el mercado existen opciones que han servido como sistema antirrobos, entre los cuales se destacan:

  1. Cerramientos: las horquillas, cables, cadenas, articulados de manillar.

  2. Candados: antirrobos de discos, estos elementos de seguridad pueden causar graves daños en nuestros frenos si se llegasen a olvidar, por lo que nunca dejes uno puesto antes de emprender la marcha.

  3. Alarmas: al mínimo movimiento o manipulación comienza a sonar de forma muy fuerte alertando a las personas alrededor.

  4. Anclajes: son construidos en acero reforzado y son fácilmente instalables en el suelo o en la pared, por lo que siempre es lo que debemos de buscar cuando se busca estacionar.

Nada es imposible de cortar

No podemos engañarnos con sistemas que se pintan de infalibles cuando no lo son, casi todos los que están en el mercado son vulnerables al robo, por la sencilla razón de que pueden ser cortados y arrancados del lugar.

Las medidas adicionales a los elementos de seguridad, son los que marcan la diferencia en si te conviertes en víctima o no.

Hay múltiples casos donde ladrones oportunistas se llevan estos vehículos por simple descuidos de sus dueños en dejarlas por minutos encendidas facilitando la acción de los cacos.

Dotar a tu motocicleta de cerrajería robusta y de alta calidad es solo uno de los pasos para minimizar el riesgo de robo.